Hacer de la justicia una realidad traducida en aspectos tangibles, razón de ser de la abogacía: Flores Negrete

1b

“La tarea que enfrentan las profesiones jurídicas en los inicios del tercer milenio, es lograr el equilibrio entre la vigencia del Estado de Derecho, constantemente amenazado, y las nuevas realidades que surgen de manera vertiginosa en la dinámica social”, expresó Marco Antonio Flores Negrete, presidente del Supremo Tribunal de Justicia y del Consejo del Poder Judicial de Michoacán, en el marco de la celebración por el Día del Abogado.

Ante la presencia de autoridades estatales, integrantes de barras y colegios de abogados de la entidad, entre otras personalidades, el magistrado señaló que “somos testigos de las múltiples transformaciones que el ordenamiento jurídico experimenta y de las modificaciones que están a punto de materializarse”. En este sentido, reconoció que es incuestionable la complejidad de las circunstancias actuales, que plantea problemas novedosos y desafíos de no fácil solución para las y los profesionales del Derecho.

Flores Negrete puntualizó que “es fundamental que los abogados y abogadas no perdamos ni descuidemos lo que constituye y da su razón de ser al quehacer profesional, la preocupación por hacer de la justicia una realidad traducida en aspectos tangibles y accesibles para los que son destinatarios de nuestra asesoría, defensa, representación y patrocinio y para la ciudadanía en general”.

Explicó que el ejercicio de las profesiones jurídicas solamente puede concebirse a la luz de una intensa formación académica “el conocimiento es pilar de todas y cada una de las modalidades en que es factible desarrollar el ejercicio profesional de la abogacía; la vocación del abogado comprende la dedicación al cultivo de la ciencia sin menoscabo alguno, así como al perfeccionamiento de las técnicas de las competencias que configuran el quehacer profesional”.

Asimismo, el magistrado enfatizó que de la mano del conocimiento, la práctica de la abogacía requiere la adopción y aplicación de una serie de principios y valores, siendo la justicia el primero de ellos.

Al hablar de la fecha alusiva al Día del Abogado, recordó que desde hace 57 años las diversas profesiones jurídicas que se ejercen en el país, adoptaron de común acuerdo, el 12 de julio para dedicar un espacio y tiempo a la reflexión en torno a la abogacía.

“Esta fecha es ocasión propicia para volver a plantearnos, quienes hemos escogido este noble y delicado quehacer profesional, si estamos prestando el servicio que la sociedad requiere y exige de cada uno de nosotros”, detalló.

Finalmente, Flores Negrete hizo votos para que las reflexiones en el marco del día, sean propicias y sirvan para consolidar a la profesión, en aras de un mejor servicio a la sociedad.

|
La Grupera 93.1 // Radio
  1. La Grupera 93.1 // Radio